diccionario de economía
 


Compartir en Facebook


|
Divisas fuertes y monedas débiles
Cuando se habla de fortaleza hablamos de baja inflación, estabilidad política, consistencia en las políticas fiscales y monetarias, y respaldo en metales.
La pérdida de poder adquisitivo es, sin duda, un elemento que demuestra la debilidad de la moneda que circula en Venezuela, y en nuestro país ha sido un fenómeno extremadamente evidente, pero no es el único.

Adicionalmente podemos destacar otros factores que hacen que nuestra moneda no sea apreciada ni valorada como una moneda fuerte, la dificultad en convertir el bolívar en otra moneda o de movilizar sumas de dinero desde Venezuela a otros países, es claramente otro elemento de debilidad. El alto endeudamiento externo, no visto solamente en términos de deuda sobre producto interno sino, por ejemplo, en intereses pagados sobre PIB (donde me atrevería a decir que somos líderes mundiales), el déficit del sector público que luego es cubierto con emisión monetaria sin duda alguna debilita significativamente al bolívar.

¿Qué consecuencia tiene que tengamos una moneda débil?

Para los ciudadanos y residentes en el país, el tener una moneda débil nos dificulta sin duda la vida, debilita nuestro poder adquisitivo como ciudadanos del mundo, complica nuestras posibilidades de viajar a conocer otras sociedades o educarnos en el exterior, hace que se demore y enrede la adquisición de bienes o servicios fuera del país, disuade a posibles inversionistas del exterior, deteriorando las posibilidades de generación de empleos, y de alguna forma crea temor en muchos inversionistas locales que prefieren colocar sus excedentes fuera del país. Todos esos elementos, culpa de la irresponsabilidad del Estado en articular políticas que generen confianza, terminan por empobrecer a la gente y eliminar la confianza, y al mismo tiempo termina por encaminar a muchas personas a buscar formas de protegerse adquiriendo o invirtiendo en lo que se conoce como divisas.

¿Qué es una divisa?

Las divisas son las monedas extranjeras y su fortaleza se fundamenta en la confianza que poseen los ciudadanos de distintas nacionalidades en ellas. En la economía contemporánea se reconocen como divisas al dólar, el euro, la libra esterlina y el franco suizo. Cuando se habla de fortaleza, en una moneda, hablamos de baja inflación, estabilidad política, consistencia en las políticas fiscales y monetarias, respaldo en metales y otras divisas fuertes. Pero por sobre todas las cosas, podemos resumir la fortaleza de una moneda como la voluntad e intención de muchas personas alrededor del planeta de aceptar esa moneda como contraprestación al valor de su esfuerzo y de los productos y servicios que ofrecen. Es decir, el valor de una divisa lo dan las personas con base en su percepción de estabilidad de largo plazo y de mantenimiento de su poder adquisitivo.

¿Ahorrar en divisas?

Por supuesto que sí, ya hemos visto que quien hubiera decidido ahorrar en moneda local, hubiera perdido la casi totalidad de sus ahorros en estos últimos 30 años y estaría en la total miseria. Sin embargo, antes de tomar cualquier decisión sobre la apertura de cuentas en divisas, hay que dominar varios conceptos claves que nos ayudarán a orientarnos y encaminarnos hacia la mejor defensa del fruto de nuestro trabajo. Deben considerarse varios factores primordiales, a saber:

- El riesgo del país en donde hacemos la colocación, si ponemos nuestro dinero en un país de alto riesgo o con el rating crediticio bajo, es muy probable que ocurran cosas feas, tales como congelación de depósitos o conversión automática de éstos a moneda local, eso pasó por ejemplo en la Argentina hace poco más de 10 años y acabó con el patrimonio de millones de inocentes. Para la categoría de riesgo, hay agencias calificadoras, si un país o un instrumento financiero tiene una calificación menor que BBB se considera riesgo especulativo, es decir, cualquier colocación en esas naciones es chatarra.

- La calidad de las instituciones que protege los depósitos y el respaldo que brindan. Colocar en un país distinto al nuestro podría ser de alto riesgo si no existen instituciones que respalden al ahorrista; el ejemplo más extremo es el reciente caso de la isla de Antigua, en el que la quiebra de un banco donde muchos conciudadanos tenían sus ahorros se dio por la falta de supervisión de su superintendencia y su complicidad con quienes manejaban el banco.

Adicionalmente, los países desarrollados poseen fondos de garantía de depósitos capaces de proteger importantes sumas de dinero, asegúrese que su dinero esté cubierto por estas garantías.

- La calidad del banco o institución donde se hace el depósito. Aun cuando el respaldo del sistema sea bueno, cuando un banco va a la quiebra o es intervenido, podrían existir complicaciones a la hora de cobrar por sus depósitos, es así como tener dinero en una institución sólida, con categoría crediticia alta, nos hará dormir más tranquilos.

- Si va a colocar su dinero en algo distinto a una cuenta corriente o de ahorros, por ejemplo, un bono o una inversión, cuídese mucho de la categoría del instrumento y también tome en cuenta que la custodia será en una cuenta individual a su nombre y administrada por firmas de alto prestigio y reconocimiento mundial dedicadas a la custodia de valores. De manera que si decide romper relaciones con el banco o la firma que le administra su portafolio o éstos cierran, usted pueda disponer de sus activos en forma independiente, acudiendo a la firma. Una de esas firmas es Pershing LLC.

Instrumentos bastante en boga son los fondos de pensiones, seguros de vida o administradores financieros. Vendedores de dichos productos inundan con sus ofertas la plaza local. Pero tenga cuidado, no siempre ofrecen lo mejor para usted. Nuestra sugerencia es que no se deje deslumbrar por altas cifras supuestas o excelentes rendimientos, páselos más bien por el mismo tamiz que a cualquier otra inversión y asegúrese que los cuatro factores mencionados se cumplan a cabalidad. Riesgo país, garantías reales y documentadas a su inversión, calidad de la institución (corroborada por terceros acreditados como Moodys, Fitch o Standard and Poors) y custodia de sus valores. Antes de poner dinero, asegúrese siempre a quién se lo entrega.

Otros artículos

¿Cómo invertir su dinero en la educación de los hijos?

¿Cómo será el 2013?

¿Cuándo adquirir un bien a crédito?

¿Cuánto dinero (del de hoy) se gana Ud. con el negocio?

¿Qué hacer ante una devaluación?

¿Se acabó la regaladera o ahí les viene el paquetazo?

¿Somos tan diferentes?

¿Somos tan diferentes? /II

¿Somos tan diferentes? /III

¿Somos tan diferentes?/IV

¿Somos tan diferentes? /V

¿Y ahora qué hago?

Analice si su idea es posible

Análisis financiero de nuevos negocios /I

Arrópese hasta donde le llegue la cobija

Buscando el valor en los negocios

Chistes soviéticos

Claves para comprender el efecto financiero de la LOT

Cochino dinero

¿Cómo le afectan las reservas internacionales?

Cómo navegar en la tormenta perfecta

¿Cómo saber si su idea es realmente una oportunidad?

Devaluar es robar

Divisas fuertes y monedas débiles

Educación financiera para sus hijos

El 2012 y usted

El boicot, un derecho del consumidor

El gigantesco costo de la inseguridad

El ineludible fantasma de los impuestos

El laberinto de la asimetría en la información

El ocaso del padre rico

El Síndrome de Estocolmo en las finanzas personales

El socialismo le empobrece /I

El socialismo le empobrece /II

En busca de oportunidades

Encuentre alternativas para un futuro exitoso

Entendiendo el fenómeno de la escasez

Equilibrio entre vacaciones, entretenimiento y diversión

Finanzas personales y valores

Genere valor optimizando su negocio /I

Genere valor optimizando su negocio /II

Genere valor optimizando su negocio /III

Gobiernos ruinosos

Impida que sus hijos sean docentes o investigadores

Incumplimiento de pagos de fondos en divisas

La deuda como herramienta financiera

La educación ¿inversión o gasto?

La emisión monetaria y su bolsillo

La Nueva Política Económica del gobierno comunista

Las finanzas del emprendedor

Lo que no debe dejar de hacer antes de empezar un negocio

Los bienes durables como protección del patrimonio

Los peligrosos dogmas de la autoayuda

Los peores servicios del mundo

Los propósitos para el año nuevo

Maniobrando en emergencia

Más allá del emprendimiento

Menos Misses y más Mises

Mercadeo, conocimientos y finanzas, llave hacia buenos negocios

Ni con ellas, ni sin ellas

Ni limosnas, ni propinas, ni buhoneros

No dejes que los "vivos" se apoderen de la sociedad

No me defiendas, compadre

Ocho consejos prácticos para identificar a un charlatán

Ocho sugerencias para bajar sus gastos recurrentes

¿Pensar como individuo o colectivo?

¿Por qué no se imparte educación financiera?

Preguntas y actitudes que pueden conducir al éxito

Prepárese para el costoso regreso a clases

Propósitos y limitaciones del año nuevo

Propósitos y limitaciones del año nuevo / I

Propuesta con humor a nuestros representantes

Religión y finanzas personales

Seis recomendaciones para fijarse metas

Siete consejos prácticos para organizar sus finanzas

Sobreviviendo entre las distorsiones

Sobrevivir a ajustes económicos y políticos

Sus finanzas después del 7-O

Una encuesta para mis amigos