diccionario de economía
 


Compartir en Facebook


|
Religión y finanzas personales
Este simple versículo nos da muchísima tela que cortar en el tema financiero, en primer lugar el pasaje se refiere a las palabras que el Todopoderoso trasmite al hombre, personificado en Adán, cuando lo expulsa del paraíso y alude a tres temas que sin duda deben estar presentes en el pensamiento de todo el mundo si es que quiere sobrellevar con buen pie los asuntos financieros.
En primer lugar, le expresa que para sobrevivir en este mundo, debe trabajar, cuando le dice que se ganará el pan con el sudor de su frente, le está diciendo que nada es gratuito, y ahí hay dos lecciones, la primera que debe es que no se obtiene nada sin esfuerzo y la segunda que cuando le ofrezcan algo gratis o demasiado fácil, de seguro hay algo escondido y probablemente se trate de una estafa o de un fraude. La segunda parte del versículo tampoco tiene desperdicio, polvo eres y al polvo volverás, expresa dos ideas sin duda vitales. La primera es la humildad. El ser humano debe ser humilde, no debe vivir de la vanagloria. 

La vanagloria lleva en muchos casos a la ruina, es decir, la humildad debe ser parte de nuestra actitud frente a los bienes materiales. Pero la frase además esconde otro mensaje y es el que la vida es efímera, se acaba, es así como los bienes materiales no se llevan al otro mundo, pero igualmente el disfrute, tiene un tiempo limitado, de ahí que postergar el disfrute de algo, tiene un costo que debemos pagar y eso le da pie a la idea de que es preferible obtener algo hoy que mañana y en consecuencia al concepto del valor del dinero en el tiempo que da lugar a los intereses, el rendimiento de una inversión, el retorno en los negocios, etcétera.

En resumen, el versículo del Génesis 3:19 nos orienta a considerar que no existe nada gratuito, que debemos ser humildes y que el dinero vale más hoy que mañana.

Génesis 41:17-27 "Entonces habló Faraón a José: En mi sueño, he aquí, yo estaba de pie a la orilla del Nilo. Y vi siete vacas gordas y de hermoso aspecto que salieron del Nilo; y pacían en el carrizal. Pero he aquí, otras siete vacas subieron detrás de ellas, pobres, de muy mal aspecto y flacas, de tal fealdad como yo nunca había visto en toda la tierra de Egipto. Y las vacas flacas y feas devoraron las primeras siete vacas gordas. Pero cuando las habían devorado, no se podía notar que las hubieran devorado; pues su aspecto era tan feo como al principio.

Entonces me desperté. Y he aquí, en mi sueño también vi que siete espigas llenas y buenas crecían en una sola caña. Y he aquí que siete espigas marchitas, menudas y quemadas por el viento solano, brotaron después de aquéllas; y las espigas menudas devoraron a las siete espigas buenas. Y se lo conté a los adivinos, pero no hubo quien me lo pudiera explicar. Entonces José dijo a Faraón: Los dos sueños de Faraón son uno; Dios ha anunciado a Faraón lo que El va a hacer. Las siete vacas buenas son siete años, y las siete espigas buenas son siete años; los dos sueños son uno. Y las siete vacas flacas y feas que subieron detrás de ellas son siete años, y las siete espigas quemadas por el viento solano serán siete años de hambre…"

Génesis 41:34-36 "Haga esto Faraón: nombre intendentes sobre el país y exija un quinto de la producción de la tierra de Egipto en los siete años de abundancia. Y que ellos recojan todos los víveres de esos años buenos que vienen, y almacenen en las ciudades el grano para alimento bajo la autoridad de Faraón, y que lo protejan. Y que los víveres sean una reserva para el país durante los siete años de hambre que ocurrirán en la tierra de Egipto, a fin de que el país no perezca durante el hambre."

Esta segunda lección es en extremo clara y certera, tanto en la vida como en empresas y naciones, existen buenas y malas rachas, y sin duda, es nuestro deber aprovechar las buenas rachas para ahorrar y prepararnos así para los momentos difíciles en los que ganar dinero se hace cuesta arriba. José es relativamente limitado en sus recomendaciones, nada más sugiere que se guarde un quinto de la cosecha de la época de las vacas gordas. Sin embargo, más adelante, la Biblia menciona que lo que se guardó no solamente fue suficiente para apaciguar el hambre de Egipto si no que sirvió a personas de otros pueblos que se acercaron a Egipto a comprar el grano.

Indudablemente se trata de una tremenda lección, que se traduce en lenguaje más moderno en, no debemos creernos que los tiempos de vacas gordas durarán para siempre y que es nuestro deber separar algo de lo que nos ganemos para el futuro, para cuando vengan las vacas flacas. Lamentablemente, se siguen cometiendo graves errores que llevan a la miseria de los pueblos. Otro detalle es que el faraón y José no regalaron los granos, los vendieron, es así como el populismo y la regaladera no tienen cabida en las sagradas escrituras.

Éxodo 32:2-4;31-33 "Y Aarón les dijo: Quitad los pendientes de oro de las orejas de vuestras mujeres, de vuestros hijos y de vuestras hijas, y traédmelos. Entonces todo el pueblo se quitó los pendientes de oro que tenían en las orejas y los llevaron a Aarón. Y él los tomó de sus manos y les dio forma con buril, e hizo de ellos un becerro de fundición. Y ellos dijeron: Este es tu dios, Israel, que te ha sacado de la tierra de Egipto…"; "Entonces volvió Moisés al Señor y dijo: ¡Ay!, este pueblo ha cometido un gran pecado: se ha hecho un dios de oro. Pero ahora, si es tu voluntad, perdona su pecado, y si no, bórrame del libro que has escrito. Y el Señor dijo a Moisés: Al que haya pecado contra mí, lo borraré de mi libro”.

Lo que observamos en Éxodo 32 es el abandono de los bienes personales en función a un capricho del poderoso y la colectivización de los recursos. Y la consecuencia no se limita a la pérdida de lo entregado para hacer el becerro sino que además hay un castigo divino.

En palabras sencillas, el entregarle los recursos a falsos intermediarios en nombre de un ideal colectivo, termina en miseria y desdicha para todos los que cometen ese error.

Otros artículos

¿Cómo invertir su dinero en la educación de los hijos?

¿Cómo será el 2013?

¿Cuándo adquirir un bien a crédito?

¿Cuánto dinero (del de hoy) se gana Ud. con el negocio?

¿Qué hacer ante una devaluación?

¿Se acabó la regaladera o ahí les viene el paquetazo?

¿Somos tan diferentes?

¿Somos tan diferentes? /II

¿Somos tan diferentes? /III

¿Somos tan diferentes?/IV

¿Somos tan diferentes? /V

¿Y ahora qué hago?

Analice si su idea es posible

Análisis financiero de nuevos negocios /I

Arrópese hasta donde le llegue la cobija

Buscando el valor en los negocios

Chistes soviéticos

Claves para comprender el efecto financiero de la LOT

Cochino dinero

¿Cómo le afectan las reservas internacionales?

Cómo navegar en la tormenta perfecta

¿Cómo saber si su idea es realmente una oportunidad?

Devaluar es robar

Divisas fuertes y monedas débiles

Educación financiera para sus hijos

El 2012 y usted

El boicot, un derecho del consumidor

El gigantesco costo de la inseguridad

El ineludible fantasma de los impuestos

El laberinto de la asimetría en la información

El ocaso del padre rico

El Síndrome de Estocolmo en las finanzas personales

El socialismo le empobrece /I

El socialismo le empobrece /II

En busca de oportunidades

Encuentre alternativas para un futuro exitoso

Entendiendo el fenómeno de la escasez

Equilibrio entre vacaciones, entretenimiento y diversión

Finanzas personales y valores

Genere valor optimizando su negocio /I

Genere valor optimizando su negocio /II

Genere valor optimizando su negocio /III

Gobiernos ruinosos

Impida que sus hijos sean docentes o investigadores

Incumplimiento de pagos de fondos en divisas

La deuda como herramienta financiera

La educación ¿inversión o gasto?

La emisión monetaria y su bolsillo

La Nueva Política Económica del gobierno comunista

Las finanzas del emprendedor

Lo que no debe dejar de hacer antes de empezar un negocio

Los bienes durables como protección del patrimonio

Los peligrosos dogmas de la autoayuda

Los peores servicios del mundo

Los propósitos para el año nuevo

Maniobrando en emergencia

Más allá del emprendimiento

Menos Misses y más Mises

Mercadeo, conocimientos y finanzas, llave hacia buenos negocios

Ni con ellas, ni sin ellas

Ni limosnas, ni propinas, ni buhoneros

No dejes que los "vivos" se apoderen de la sociedad

No me defiendas, compadre

Ocho consejos prácticos para identificar a un charlatán

Ocho sugerencias para bajar sus gastos recurrentes

¿Pensar como individuo o colectivo?

¿Por qué no se imparte educación financiera?

Preguntas y actitudes que pueden conducir al éxito

Prepárese para el costoso regreso a clases

Propósitos y limitaciones del año nuevo

Propósitos y limitaciones del año nuevo / I

Propuesta con humor a nuestros representantes

Religión y finanzas personales

Seis recomendaciones para fijarse metas

Siete consejos prácticos para organizar sus finanzas

Sobreviviendo entre las distorsiones

Sobrevivir a ajustes económicos y políticos

Sus finanzas después del 7-O

Una encuesta para mis amigos