diccionario de economía
 


Compartir en Facebook


|
Universidades pobres y subdesarrollo
La crisis financiera de nuestras universidades se ha convertido en un problema que dramáticamente caracteriza la gestión de gobierno en los últimos 14 años, irónicamente cuando las arcas fiscales se han beneficiado de abundantes ingresos petroleros que no tienen parangón en la historia del país.
Es así como las más importantes universidades públicas han visto reducidos, en forma alarmante, los presupuestos asignados por el Estado, a pesar de la elevada inflación que ha mantenido el país desde hace varios años, todo lo cual significa un desmejoramiento en la capacidad operativa de estas instituciones. Las autoridades universitarias y los gremios docentes señalan con angustia esta crisis que tiende a profundizarse inexorablemente con graves repercusiones para el desarrollo nacional. A la UCV se le mantiene el mismo presupuesto de hace cinco años y de lo requerido para el 2013, apenas se le ha aprobado el 37%. La misma situación se presenta en el caso de la Universidad Simón Bolívar, cuyo presupuesto sólo representa el 40% de lo requerido.

El impacto de estas restricciones presupuestarias se refleja, de manera notoria, en los recursos humanos de estas instituciones. Los trabajadores universitarios no reciben aumento desde el 2009 y sus sueldos están por debajo del salario mínimo. Las remuneraciones del personal docente son de las más bajas comparándolas con los sueldos de sus pares de otras universidades de América Latina y del Norte, aún tomando como referencia el dólar oficial. 

Un profesor titular cuyo sueldo hace 15 años representaba 25 salarios mínimos, en la actualidad, su remuneración apenas llega a 3 salarios mínimos; y un profesor iniciándose en el escalafón universitario que, en la fecha referida tenía una remuneración equivalente a 11 salarios mínimos, en la actualidad sus ingresos son similares a un salario mínimo. Mientras el sueldo promedio de un profesor universitario en Canadá es de 9.700 dólares y en Argentina 3.700, el docente nuestro de mayor categoría apenas supera los mil dólares al cambio oficial. 

Como consecuencia de esta restricción de recursos, universidades como la UCV han perdido más de 800 profesores y una fuga similar se presenta proporcionalmente en otras universidades, especialmente de los docentes mejor calificados, lo que incide, de manera notoria, en el deterioro de la infraestructura, en la docencia y extensión y en la producción científica que ha caído sensiblemente en los últimos 5 años.

La situación referida contrasta notoriamente con los esfuerzos que han hecho en las últimas décadas países que al inicio tenían niveles de desarrollo inferior a los nuestros, pero cuya dirigencia supo entender el histórico mensaje de Albert Einstein, cuando, en los albores de la globalización y la sociedad del conocimiento, afirmó acertadamente que todos los nuevos imperios del mundo serían los imperios del conocimiento.

 Los ejemplos de Corea del Sur y Singapur, entre otros países de reciente y exitoso desarrollo, ilustran esta afirmación. Corea del Sur, en apenas 6 décadas, luego de configurarse como Estado independiente, emprendió un exitoso programa de desarrollo, con visión de economía abierta y de mercado y apalancado en una educación superior de excelencia y en un eficiente sistema de ciencia y tecnología, como estrategia para generar riqueza, fortalecer la sociedad y promover el ascenso social. El país ha venido incrementando sostenidamente su presupuesto educativo y la inversión en un sistema de investigación y desarrollo que supera al conjunto de los países latinoamericanos y caribeños. Ya para 2003 la remuneración de un docente o investigador de máximo rango estaba cercano a 7 mil dólares/mes y el país, sólo en 2008, logró registrar más de 80 mil patentes, mientras que el país latinoamericano que más registró fue Brasil, con apenas 582. Varias de las universidades surcoreanas destacan entre las 200 más reconocidas, a nivel mundial. Este gran esfuerzo educativo y de investigación explica el porqué el país se ubica entre los 30 de mayor ingreso per cápita a nivel mundial, y ocupa el puesto 12 entre los de mayor desarrollo humano.

Singapur es otro ejemplo relevante de como un sistema de educación de excelencia y un gran impulso a la ciencia y la tecnología son fundamentales para superar el subdesarrollo. La Universidad Nacional de Singapur ocupa la posición 31 en el ranking de las 200 más importantes del planeta y, mediante importantes facilidades para la investigación y desarrollo, se está promoviendo atraer a más de 2.000 científicos para impulsar el avance tecnológico. Este pequeño país del sudeste asiático logró pasar del tercero al primer mundo en apenas 4 décadas. En 1960 el ingreso per cápita de Singapur era de 395 dólares, muy inferior al de Venezuela de 1.136 dólares; pero ya para 2009, este indicador para Singapur se había elevado a 36.537 dólares, mientras que el de nuestro país, y a pesar de los altos ingresos petroleros, la cifra era de 11.490 dólares.

Frente a las realidades descritas y el drama financiero de nuestras universidades, no hay dudas que con universidades pobres vamos en camino de sólo tener pobres universidades y, de seguir así, en contraste con los exitosos ejemplos referidos, estaríamos condenados al retraso. Por ello, no se puede permanecer indiferente ante la crisis universitaria y el empeño gubernamental de ahogarlas presupuestariamente, con lo cual, en el contexto de las nuevas realidades globales se nos está condenando a permanecer anclados en el subdesarrollo.

jmoreno@unimet.edu.ve


Otros artículos

100 años de la Venezuela petrolera /I

100 años de la Venezuela petrolera /III

2012, año de cambios

23 años de la Alemania unida y el triunfo de la Merkel

25 años de libertad: caída del Muro de Berlín

80 años del mensaje: el proyecto necesario

A 22 años del colapso de la dictadura socialista alemana

Acuerdo para la gobernabilidad y el desarrollo incluyente

América Latina y el incumplimiento de las metas del milenio

Amuay, meritocracia y miserias del populismo

Benedicto XVI: una lección universal de humildad y compromiso

Brasil: el milagro del vecino

Brasilia: cinco décadas de la obra maestra de Niemeyer

Cambio climático 2014: impacto en Estados Unidos

Cambio climático 2014: razones para alarmarse

Casos emblemáticos del populismo latinoamericano /I

Casos emblemáticos del populismo latinoamericanos

China: ¿Imperialismo del siglo XXI?

China: primavera árabe con paciencia asiática

China: socialismo asiático o dragón capitalista

China: un dragón sediento de energía

China: voces de una generación silenciosa /I

Colapso del rentismo: la respuesta necesaria

Comunas, democracia participativa y capital social: un debate necesario /II

Comunas, democracia y capital social: debate necesario/I

Conflictos políticos y diálogos de paz: lecciones históricas

Corea: las dos caras y el valor de la democracia

Correa y el socialismo dolarizado

Corrupción y crisis ética global: la visión de Francisco

Corrupción y reglas de juego institucionales

Crisis cambiaria y dolarización: el caso de Ecuador

Crisis financiera, ESM y nuevo milagro económico alemán

Crisis financiera mundial y síndrome del avestruz

Crisis universitaria y crisis de entendimiento

Cultura de paz y democracia

Davos: ¿crisis del capitalismo o crisis ética?

Davos, Francisco y la desigualdad

De Curitiba a San Cristóbal: el proyecto ciudad Polonia

De líderes y caudillos

Democracia y gobernanza en América Latina

Desarrollo a escala humana

Dos acuerdos para volver a unirnos /I

Dos acuerdos para volver a unirnos / II

Educación de excelencia y desarrollo sustentable

El 2013: ¿quo vadis Venezuela? Los peligros del rentismo

El Celac y los indignados

El dilema chino

El fantasma de pertamina

El humanismo cristiano y el capitalismo sin frenos

En China ser rico no es malo

Esem: ¿opción latinoamericana?

Fernández Morán: el Nobel que pudo ser

Fe y Alegría: 60 años de solidaridad

Francisco, la paz y sus circunstancias

Francisco y su compromiso con los pobres

Gandhi, apóstol de la resistencia pacífica y de la paz

Gobiernos locales y participación ciudadana: el capital social

Haiyan: la advertencia de la tierra

Japón: educación para la sociedad del conocimiento

JGH: 150 años del nacimiento de un científico santo

José Gregorio: La causa de Venezuela

La agonía de nuestras universidades

La caridad en la verdad y la razón de los indignados

La crisis nacional y los acuerdos necesarios

La crisis y la cuarta revolución industrial

La diáspora inducida

La economía solidaria, respuesta a los indignados

La ética otra vez: el caso Volkswagen

La historia como testigo: el fascismo / I

La historia como testigo: el velasquismo peruano /II

La internalización de la universidad

La justicia social y el desarrollo

La respuesta de Guatemala

Las instituciones: razón de la prosperidad y de la pobreza

Las manipulaciones del fascismo

La trampa del rentismo petrolero y sus secuelas

La universidad de avanzada y el reto de la postmodernidad

La universidad posmoderna y el rezago regional /II

La universidad postmoderna y el rezago latinoamericano /I

Los indignados de Harvard

Mayo francés: estudiantes contra el autoritarismo

México: "El Quinazo" a "La Maestra" y la reforma

México y el petróleo: rompiendo mitos

Nueva geopolítica energética: impacto en Venezuela

Paz y el ogro filantrópico

Peronismo, guerra sucia y miserias del militarismo

Petróleo: la siembra impostergable

Petróleo: la trampa del rentismo (primera parte)

Petróleo: la trampa del rentismo /II

Petróleo y desarrollo: lecciones de Noruega

Podemos y la crisis política española

Pol Pot: 90 años del nacimiento de un monstruo

Robert Klitgaard y la corrupción: “freír el pez gordo”

Se agotó el rentismo.... ¿Ahora qué?

Sin acuerdos no hay democracia ni progreso

Singapur: enseñar a pescar y no regalar el pescado

Sí podemos…

Sucre, un militar honesto y civilista

Thurow: Humanizar la economía global

Universidades de excelencia y el rezago latinoamericano

Universidades frente a la crisis

Universidades pobres y subdesarrollo

USA: hacia la independencia energética

Uslar y la siembra del petróleo

Venezuela 2016: diálogo o caos

Venezuela y el ejemplo saudita

Vietnam: del fracaso comunista a la economía de mercado

Yissum: La innovación y la transferencia tecnológica