• twitter
  • facebook
  • rss


diccionario de economía
 

POLÍTICAS PÚBLICAS

  • Enviar por correo
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
Compartir en Facebook
Cadivi ha suspendido 800 empresas por cometer fraudes cambiarios
El proceso para detectar y sancionar irregularidades y fraudes cambiarios sigue su curso en la Comisión de Administración de Divisas.

Cadivi ha suspendido 800 empresas por cometer fraudes cambiarios
La mayoría de las empresas suspendidas son del sector de la salud (Creditos: César Palacios)

03/12/2012 08:16:33 a.m.|Ahiana Figueroa / José Gregorio Yépez .- Además de abrir expedientes administrativos a usuarios por el uso incorrecto del cupo para viajeros, también ha sido sancionado un grupo importante de empresas que han solicitado recursos en dólares a tasa preferencial, utilizando para ello la simulación de importaciones y sobrefacturación.

El presidente de Cadivi, Manuel Barroso, informó a El Mundo Economía y Negocios que unas 800 empresas del sector privado han sido suspendidas del sistema por cometer hechos irregulares. Destacó que la mayoría de ellas pertenece al sector de la salud.

Cadivi tiene dos grandes tareas. La primera es la administración de las divisas que el Banco Central de Venezuela determina que son necesarios para la economía. La segunda es garantizar el correcto uso de esas divisas. 

"En el caso de las tarjetas de crédito lo hacemos de acuerdo a algunas inspecciones específicas y en el caso de las importaciones también tenemos mecanismos de verificación, especialmente en los puertos", apuntó Barroso.

Como ejemplo de algunas de las irregularidades detectadas, resaltó que en el puerto de La Guaira se evidenció recientemente que una empresa solicitó divisas por 4 millones de dólares para la importación de todo tipo de especias, pero lo que realmente contenía la carga que llegó al país eran muebles viejos. 

"En este tipo de casos actúa Cadivi, el Seniat y la Guardia Nacional, se inicia el procedimiento administrativo y se hace el decomiso de la mercancía. Luego se comienza el procedimiento a través de la Fiscalía correspondiente por simulación de importaciones y por intención de obtención irregular de la divisas", explicó.

Barroso indicó que otro mecanismo para "intentar defraudar" a Cadivi es la sobrefacturación de la mercancía. 

"Recientemente también se presentó un caso en el que el monto de los dólares solicitados era mucho mayor a lo que realmente costaba en el mercado" internacional, una máquina importada hacia Venezuela.

Destacó que de las 800 empresas suspendidas por Cadivi "una buen parte de ellas han sido enviadas a la Fiscalía, luego de cumplidos los procedimientos administrativos y presentados los alegatos y documentos. 

"Estas son las prácticas que algunos utilizan y lo que queda es afinar los mecanismos de control para evitar su materialización".

La salud en la mira
El funcionario señaló que el sector de la salud mostró una demanda de divisas "inexplicable" a principios de año, aún cuando no ha habido una aumento de más del doble del precio de los medicamentos en los mercados foráneos ni ha habido una epidemia que haya forzado a incrementar el volumen de las medicinas.

"¿Qué tenemos? Que lamentablemente por ser los medicamentos bienes prioritarios muchas empresas están suspendidas por pretender hacer importaciones de otros rubros relacionados con la salud como prótesis dentales y estéticos.

Además de sobrefacturación y compras simuladas", dijo Barroso quien reiteró que muchas de las empresas suspendidas pertenecen al sector de la salud.

"Ciertamente hay un monto que no se ha liquidado en el sector de la salud que queda registrado como pendiente pero en muchos casos hay empresas que tienen solicitudes en tránsito por temas diversos", dijo.

Explicó que ese aumento inusitado en la demanda de divisas que realizó este sector a comienzos de 2012 y "contrario a lo que han mostrado las cifras históricas, obviamente generó una demanda no esperada y una prolongación en los tiempos de espera. Sin embargo, estamos trabajando con el Banco Central para resolver estos temas".

Barroso acotó que muchos de los montos pendientes por aprobar están relacionados a una investigación y es muy probable que no se vayan a liquidar hasta tanto no se aclare el proceso administrativo.

Reconoció que algunas solicitudes para importación tengan un retraso de 200 días, pero que son casos puntuales, porque muchos están bajo proceso de análisis e investigación. "Pero no es correcto decir que el sistema tiene ese retraso para todo. Todas las semanas tenemos reuniones con distintos sectores para analizar casos y corregir las fallas".

¿No has encontrado lo que buscas? Utiliza el buscador