• twitter
  • facebook
  • rss


diccionario de economía
 

POLÍTICAS PÚBLICAS

  • Enviar por correo
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
Compartir en Facebook
Relaciones bilaterales entre Kenia y Venezuela están en su mínima expresión
Aunque los vínculos diplomáticos se relanzaron en 2005, el intercambio comercial entre ambos países es ínfimo.

Relaciones bilaterales entre Kenia y Venezuela están en su mínima expresión


22/08/2012 07:20:41 a.m.|Lisseth Boon.- Kenia es el país de los míticos safaris africanos, del famoso Lago Victoria donde nace el río Nilo, cuna de atletas olímpicos y sede del mayor campo de refugiados del mundo llamado Dadaab. 

Pero también, para Venezuela, representa una referencia muy distinta a la postal turística a raíz del escándalo diplomático desatado a finales de julio pasado, por el asesinato de la embajadora venezolana en Nairobi, Olga Fonseca.

Aunque el establecimiento de las relaciones diplomáticas entre Venezuela y Kenia se remontan a 40 años atrás, su verdadera activación ocurrió en 2005 con el lanzamiento de la llamada "Agenda para África", un plan de la política exterior de Hugo Chávez para fortalecer los vínculos políticos, económicos y culturales con el continente africano. Coincide además con la creación del Viceministerio de Relaciones Exteriores para África.

La relación bilateral se consolidó también en 2005 por la apertura de la embajada venezolana en Nairobi. Sin embargo, Kenia no ha sido recíproca en Caracas. Su única representación diplomática en América Latina se encuentra en Brasil.

"Ciertamente, África (incluida Kenia) ha adquirido un sitial más relevante desde 1999 dentro de la política exterior venezolana", analiza la internacionalista Adriana Boersner.

Aunque el presidente Hugo Chávez no ha pisado Kenia, sí ha visitado varios países africanos durante su mandato: Mali, Gambia, Benin, Libia, Angola, Sudáfrica y Argelia.

Quien sí estuvo en Kenia en 2006 fue el viceministro para África, Reinaldo Bolívar, quien suscribió en la ocasión el Memorando de entendimiento como mecanismo de consulta entre ambas naciones.

Boersner resalta también que Venezuela ha firmado unos 200 convenios con casi todos los 54 países del continente africano, a partir de 2004.

Pero tal cantidad de acuerdos bilaterales no se refleja necesariamente en la activación del comercio entre ambas regiones. La proporción de las importaciones como las exportaciones no petroleras entre Venezuela y las naciones de África no representa ni 1% del intercambio comercial del país con el exterior, según las cifras de los últimos cinco años del Instituto Nacional de Estadística, INE (ver recuadro).

Específicamente con Kenia, la relación comercial no ha sido continua en los últimos cinco años. Hay períodos en los que las bases de datos del INE no registran ningún movimiento comercial entre ambos países. 
 
"La cooperación de Venezuela con África se ha concentrado básicamente en dos regiones: el norte que lindera con el Mediterráneo o Magreb y la zona sur o África austral", observa Boersner. Y agrega que se han desarrollado programas culturales o educativos como el de apadrinar una escuela en África e intercambios de profesionales de la salud.

En cuanto a los acuerdos sobre el sector energético, Boersner considera que han estado limitados más a los anuncios que a los resultados concretos. "En política exterior, se toman en cuenta los posibles beneficios de las relaciones que se establecen con otras naciones, en nombre de los intereses de la nación. En el caso África-Venezuela, nuestro país ha resultado menos favorecido", observa la especialista.

Sin embargo, algunos acuerdos en la relación entre Kenia y Venezuela podrían orientar los intereses de Venezuela en el establecimiento de acuerdos con algunos países africanos.
Durante la visita a la Asamblea Nacional (AN) venezolana de un grupo de diputados kenianos hace unos tres años, el jefe de la Delegación Parlamentaria de la República de Kenia, Paul Muite, afirmó que su país apoyaba la candidatura de la República Bolivariana de Venezuela como miembro no permanente del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

En esa oportunidad, se creó el Grupo de Amistad Parlamentario Venezuela-Kenia entre diputados kenianos y venezolanos, para fomentar "el intercambio de información legislativa y la cooperación en asuntos de interés para ambos parlamentos", según registra el website de la AN.

Desconocimiento mutuo

Las relaciones diplomáticas entre Venezuela y Kenia se establecieron en abril de 1970, durante el mandato de Rafael Caldera. La firma ocurrió siete años después de la independencia del país del Reino Unido en 1963.

Luego, con el auge del movimiento de países no-alineados, Carlos Andrés Pérez promovió el diálogo Sur-Sur con los países africanos.

En los años recientes, el esfuerzo por fortalecer las relaciones entre Venezuela y África es reconocido por organismos como el Sistema Económico Latinomericano y del Caribe (Sela). No obstante, consideran que aún existe mucho desconocimiento entre ambas regiones. 

En un informe del Sela (junio de 2011), destaca que las relaciones entre América Latina con los 53 países de África "aún permanecen poco exploradas". Resalta la iniciativa de Cuba y Brasil y, en años recientes, de Venezuela en el acercamiento y establecimiento de agendas bilaterales. Pero admite que la aproximación "es incipiente y el nivel de intercambio relativamente pobre" comparado con el potencial de cada parte. 

El vicecanciller Reinado Bolívar piensa lo contrario, si se toma en cuenta lo que escribió en su blog el 20 de mayo de 2012: "El conocimiento de las realidades africanas es cada vez mayor en Venezuela". Allí identificó la incorporación del país en la celebración de la "semana mundial de África" como un logro de la política exterior de Venezuela. 

El comercio como termómetro

Si se toma en cuenta que el comercio exterior es termómetro de las relaciones bilaterales, podría decirse que el acercamiento entre América Latina y África no goza de buena salud. El Sela recuerda que el comercio y la inversión no pueden dejarse de lado en este proceso.

En el informe de 2011, el organismo indica que tanto la participación de Latinoamérica como de África de manera conjunta "representa una pequeña proporción en el total del comercio mundial". En 2010, ambas regiones equivalieron apenas 9% del comercio mundial (5,75% a América Latina y 3,15 % a África).

Al revisar las estadísticas del INE correspondientes al comercio entre Venezuela y Kenia de los últimos años, se observan rubros curiosos muy diferentes a los convenios de cooperación de carácter educativo, sanitario o agrícola.

Por ejemplo, en 2010 Venezuela importó de Kenia $2.518 correspondientes al arancel 870000, es decir a "vehículos automóviles, tractores, velocípedos y demás vehículos terrestres". También, compró al país de África oriental $2.116,38 en "partes accesorios de vehículos automóviles".

Además, en 2011, el INE indica que Venezuela trajo de Kenia $1.800 en "reactores nucleares, calderas, máquinas, aparatos y artefactos mecánicos"; $1.800 en "máquinas automáticas para procesamiento de datos lectores magnéticos u ópticos". También importó $1.233 en aparatos de grabación o reproducción de imagen y sonido en televisión, así como el mismo monto, en cámaras de televisión y videocámaras, entre otros aparatos electrónicos.

En cuanto a las exportaciones no petroleras, el año pasado Venezuela llevó a Kenia $6.566 en "artículos de grifería y órganos similares para tuberías, calderas, depósitos, cubas o continentes similares", entre otros productos.

El Mundo Economía y Negocios intentó obtener la versión del viceministro para África sobre el estado de las relaciones bilaterales, pero no obtuvo respuesta al cierre de la edición.
¿No has encontrado lo que buscas? Utiliza el buscador