• twitter
  • facebook
  • rss


diccionario de economía
 

Histórico

Compartir en Facebook

Lecturas 1226 lectura(s)


Lo más dramático de la Batalla de La Victoria
Según la versión del historiador Juan Vicente González los seminaristas estaban reacios a acudir al llamado de la guerra hecho por José Felix Ribas

Unos mil españoles fueron fusilados en Caracas el 12 de febrero
Unos mil españoles fueron fusilados en Caracas el 12 de febrero (Créditos: Archivo)

09/02/2014 10:04:00 a.m. | Laura Weffer Cifuentes.- El proceso de la recluta para el 12 de febrero de 1814 fue traumático.

De acuerdo con la versión del historiador Juan Vicente González los seminaristas estaban reacios a acudir al llamado de la guerra hecho por José Félix Ribas.

Pero de entre las filas de los niños y adolescentes convocados salió un “joven pequeño, de abultada frente, de negros y radiantes ojos” y dio un paso al frente para incorporarse a las filas de los patriotas.

Era José Alberto Espinosa, quien con el tiempo se convirtió en sacerdote, filósofo, teólogo, fue rector de la Universidad de Caracas y el encargado de la oración fúnebre en las exequias de Simón Bolívar el 17 de diciembre de 1942.

-La importancia geo-estratégica de La Victoria era que abría la posibilidad de que los realistas llegaran hasta Caracas a través de los valles de Aragua. Hecho que ocurrió el 15 de junio de 1814, cuando José Tomás Boves derrotó a los patriotas y generó tal pánico en la población que los caraqueños huyeron en desbandada en lo que se conoció como la Emigración a Oriente. En Caracas quedaron 5 mil personas.

-Cerca de mil españoles fueron fusilados en Caracas el mismo 12 de febrero, en cumplimiento del decreto de guerra a muerte.

-Según las cifras que ofrece el historiador José Vicente González, de los 85 seminaristas que había al iniciarse la lucha, para marzo de 1814 solo quedaban seis y para julio solo uno. Si se calcula que en La Victoria participaron 1.500 hombres aproximadamente, entonces los 85 jóvenes representaban 5%.

-El sacerdote jesuita, Pedro Trigo está en contra de glorificar la fecha. Más bien la considera una masacre. Además explica que fue “una debacle para la Iglesia. Venezuela se quedó sin curas”. Quienes ya habían tomado los hábitos se habían sumado a la lucha independentista (algunos de ellos desde el bando realista y otros desde el bando patriota) y los pocos que quedaban eran los seminaristas.

-“El campo quedó cubierto de cadáveres, artillería, municiones, armamento, caballos, equipajes y hasta los libros de las órdenes de los realistas”, cuenta José Félix Ribas en el parte de guerra, una vez concluida la contienda.

- La descripción que hace el historiador Juan Vicente González, de la época, es desgarradora. “Un desfallecimiento general cundió por la administración; había cesado desde largo tiempo la seguridad de los bienes y de las personas. Ningún arte, ningún taller abierto. Los medios de los gobernantes para reprimir el desorden eran tan crueles como ineficaces, para todo la pena de muerte”. Incluso, el 25 de enero de 1814, Bolívar declaró que toda propiedad pertenecía al Estado.

Informaciones relacionadas con: Lo más dramático de la Batalla de La Victoria

  • Aún no hay contenido relacionado a esta noticia.


¿No has encontrado lo que buscas? Utiliza el buscador
Etiquetas Relacionadas




ATENCIÓN. No se permite la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o cualquier contenido que infrinja lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Antes de escribir tus comentarios lee las Normas de Participación en El Mundo.